Embarazo, todos los exámenes que te puedes hacer gratis

Quien soy
Philippe Gloaguen
@philippegloaguen
Autor y referencias

Fuente: Shutterstock

Aunque el embarazo ciertamente no es una enfermedad, y en la gran mayoría de los casos es un evento absolutamente fisiológico, hay algunas visitas y algunos exámenes que representan hitos importantes de seguimiento de la salud de la madre y el bebé. Para comprobar que todo va bien y que no hay complicaciones potencialmente peligrosas.



Estos cheques son proporcionada por el Servicio Nacional de Salud, y son gratuitos siempre que se realicen en estructuras públicas o privadas con acuerdos (incluido, por supuesto, yo consejería familiar). Para obtener la exención del pago del billete, es necesario que sean solicitados por un médico general o por un ginecólogo de un establecimiento público y que la derivación debe indicar el código de exención con semana de gestación. Obviamente, el médico puede, si lo considera necesario, prescribir investigaciones adicionales que también en este caso serán proporcionadas de forma gratuita por el NHS.



Recientemente se actualizó la lista de citas básicas previstas para mujeres embarazadas, con la publicación en el Boletín Oficial de la denominada nuevas LEA (niveles esenciales de asistencia), 18 de marzo de 2022. Evidentemente, una cosa es la publicación oficial del Lea, otra es su funcionamiento real. "Si bien los beneficios esperados para el embarazo no son muy diferentes a los incluidos en el Lea anterior, las Regiones aún necesitarán algunos meses para que los nuevos sean completamente operativos", dice el pediatra Rinaldo Zanini, director del Departamento Materno Infantil de la hospital de Lecco y miembro del Comité de ruta nacional del parto del Ministerio de Salud.

Aquí está la lista de visitas y exámenes gratuitos.

Piénsalo a tiempo


Es cierto: en teoría, el Servicio Nacional de Salud prevé que se realicen una serie de exámenes y visitas de forma gratuita en el contexto de un embarazo fisiológico. Desafortunadamente, esto no significa que siempre sea posible acceder a él de forma gratuita. "El caso es que algunas pruebas pueden y deben hacerse solo en determinados momentos del embarazo -el bi-test o la ecografía morfológica, por ejemplo-, pero puede haber una Lista de espera siempre que impida efectivamente el acceso a tiempo ", reconoce Rinaldi.

Para reducir este riesgo, el médico sugiere dos estrategias:
 



  • Muévase tan pronto como haya certeza de embarazo, incluso en comparación con exámenes que aún parecen lejanos: “Si te mueves a las 18 semanas para reservar un examen a realizar a las 20, seguro que tendrás problemas. Hay que intentar planificar con la mayor antelación posible”.
  • Contando con organizaciones que son capaces de garantizar en todo momento, incluyendo visitas, exámenes, ecografías, etc. “En los servicios públicos, entre clínicas y hospitales, la oferta es ciertamente rica, pero hay que alertarla a tiempo”.

En este articulo

 



  • Primer trimestre (hasta 13 semanas más 6 días)
  • Segundo trimestre (14 semanas a 27 semanas + 6 días)
  • Tercer trimestre (28 semanas hasta el final)
  • Diagnóstico prenatal invasivo
  • Beneficios adicionales gratuitos para mujeres embarazadas

Primer trimestre (hasta 13 semanas + 6 días)

  • Primera visita obstétrica: debe hacerse tan pronto como se determine el estado de embarazo. Es utilizado por el obstetra o ginecólogo para conocer a la futura mamá, sus condiciones generales de salud y para recoger la historia clínica de la madre, el padre y sus familiares. Esto es para descartar cualquier factor de riesgo que pueda interferir en la buena evolución del embarazo. Además, se prescriben los primeros exámenes y se reservan las visitas posteriores. Generalmente, en un embarazo fisiológico se realiza aproximadamente un cheque por mes (o un poco menos), todo gratis. En estos controles periódicos, el estado de salud de la madre (incluida la evaluación del peso y la presión), la presencia de latido fetal, L 'crecimiento del útero y la condición del cuello uterino. Además, se comprueban las pruebas realizadas previamente y se prescriben las posteriores. Además de conocer al médico (oa la matrona) y al centro, la primera visita de la madre también sirve para empezar a aclarar dudas sobre su estado y los controles a realizar. Por ejemplo, es bueno comenzar a cuestionarse de inmediato si se deben o no realizar investigaciones de diagnóstico prenatal.
Lea también: Elegir el diagnóstico prenatal
  • La prueba de Papanicolaou: el muestreo se realiza generalmente durante la primera visita obstétrica, si no se ha realizado en los tres años anteriores.
  • Hemograma completo
  • Dosis de hemoglobina (Hb), si no se realizó en la fase preconcepcional.
  • Grupo sanguíneo ABO y Rh, si no lo ha hecho ya.
  • Prueba de Coombs (anticuerpos contra los eritrocitos). Esta prueba debe repetirse a las 28 semanas.
  • glicemia: se utiliza para medir el nivel de glucosa en la sangre, útil para descubrir rápidamente cualquier diabetes no diagnosticada o diabetes gestacional. Se debe repetir a las 24-28 semanas.
  • Virus de la rubéola, anticuerpos IgG e IgM: para averiguar si la futura madre ha tenido rubéola en el pasado y, por lo tanto, está inmunizada. Si es negativo (por lo tanto, la madre no es inmune) debe repetirse dentro de las 17 semanas de embarazo. Si es positivo o dudoso, procedemos con la llamada prueba de la codicia (también gratuita). De hecho, sería mejor hacer la prueba de rubeo antes de la concepción porque, en caso de prueba negativa, es posible vacunarse antes de quedar embarazada.
  • Toxoplasma, anticorpi IgG e IgM: para ver si mamá es inmune o no. Si la prueba es negativa (y por tanto no es inmune) puede así tomar todas las precauciones necesarias, de alimentación e higiene, para evitar el contagio. Si la prueba es negativa, el examen se debe repetir cada 4-6 semanas. Si es positivo o dudoso, procedemos con la llamada prueba de la codicia (también gratuita).
  • Prueba de sífilis y prueba de VIH.
  • Otras pruebas de enfermedades infecciosas que se realizarán solo en presencia de factores de riesgo particulares. Estas son las pruebas para Clamidia, gonorrea y hepatitis C.
  • Análisis de orina completo y posiblemente cultivo de orina. (solo si se sospecha una infección urinaria, para poder hacer un diagnóstico certero).
  • Primera ecografia, para determinar la edad gestacional.
  • Bi-test o prueba combinada, a realizar únicamente entre las 11 semanas y las 13 semanas + 6 días. consiste en unultrasonido para el estudio de la translucencia nucal y un dosis, en la sangre, de algunas moléculas (fracción libre de gonadotropina coriónica y Papp-A). La prueba incluye la consultoría pre y post examen. La oferta gratuita a todas las mujeres de la bi-prueba es una novedad del nuevo Lea.

La matrona, un recurso importante


¿Estas embarazada? No tienes que ir a un médico. En realidad, el embarazo es un hecho fisiológico y la figura que se forma para ocuparse de la fisiología del embarazo y del parto es otra: la de la matrona (el médico, por definición, se ocupa de la patología, es decir, cuando las cosas no salen como deberían). deberían). Desgraciadamente, en Del Paese la idea del embarazo seguido por la matrona no está especialmente extendida -como ocurre en muchos otros países europeos- pero también empezamos a abrirnos clínicas públicas a cargo de parteras. Puedes informarte y ver si hay algo así en tu ciudad: "Esta no es para nada una oferta de segunda", especifica Rinaldo Zanini. "Es solo una actitud diferente hacia el embarazo". Obviamente, si existe la sospecha de que el embarazo puede alejarse de la fisiología y presentar algunas complicaciones, el obstetra deberá derivar a la mujer al ginecólogo. Lea también: Análisis de sangre en el embarazo

Segundo trimestre (14 semanas a 27 semanas + 6 días)

  • Prueba de clasificación para la determinación del riesgo de anomalías cromosómicas y defectos del tubo neural, con la dosificación de algunas moléculas en sangre (AFP, E3, hCG). Esto se puede hacer si la prueba combinada no se ha hecho previamente.
  • Dosificación de glucosa en serie después de la carga (curva de carga), sólo en presencia de factores de riesgo.
  • Virus de rubéola y toxoplasma (si previamente negativo). El rubeo-test debe realizarse una sola vez, alrededor de las 17 semanas, el toxo-test cada 4-6 semanas.
  • Ultrasonido morfológico. La segunda ecografía se realiza entre las semanas 19 y 21 y permite investigar en detalle la anatomía del feto.
  • Análisis de orina completo, con posible urocultivo. A realizar entre las 24 y 27 semanas + 6 días.

Tercer trimestre (28 semanas hasta el final)

  • Ultrasonido obstétrico, pero solo en caso de patología (del feto, de la madre o de la placenta).

La ecografía del tercer trimestre


Siempre hemos pensado que durante el embarazo lo normal era hacerse tres ecografías: en el primer, segundo y tercer trimestre. De hecho, ya las Directrices Fisiológicas del Embarazo (la última actualización es de 2022) dejaban claro que la ecografía del tercer trimestre no hay necesidad de rutina, pero sólo en casos especiales. Una indicación ya recibida por algunas Regiones y ahora aceptada por el nuevo Lea: a partir de ahora, en condiciones fisiológicas (es decir, si todo va bien) el NHS solo aprobará dos ecografías, en el primer y segundo trimestre.

"De hecho, la cuestión dese debate la utilidad de la ecografía del tercer trimestre-subraya la ginecóloga Ana Locatelli, director de Obstetricia y Ginecología del Hospital Carate Brianza y docente de la Universidad de nuestra ciudad Bicocca. "No hay evidencia de que sea realmente eficaz como prueba de detección para evaluarcrecimiento fetal en la ventana en la que siempre se ha planteado, es decir, entre las 28 y las 32 semanas, mientras que hacerlo más tarde podría generar otros problemas. Es cierto que realizarte una ecografía entre las 28 y 32 semanas podría permitirte reconocer malformaciones que antes no se podía ver, dando indicaciones para el parto y posibles primeros tratamientos para el recién nacido. De todas formas, en muchos países europeos no se ofrece gratis y los nuevos Lea se adaptan a esta actitud”.

En cualquier caso, el hecho es que, en promedio, las mujeres de Del Paesene se hacen muchas más ecografías de las requeridas por el NHS y, en general, de las recomendadas por las guías nacionales e internacionales, al menos 4to o 5to embarazo. Y esto sucede no solo en el ámbito privado, sino también en el público. "Si considera esto, podría valer la pena mantener el ultrasonido del tercer trimestre en las LEA y trabajar para tratar de reducir el exceso general de ultrasonido durante los nueve meses", sugiere Locatelli.
  • Hemograma completo. A realizar aproximadamente una vez al mes.
  • Prueba de Coombs, a realizar entre las 28 y 32 semanas + 6 días.
  • Toxoplasma, a realizar cada 4-6 semanas si resulta negativo en pruebas anteriores.
  • Prueba de VIH, prueba de hepatitis B y prueba de sífilis, a realizar entre las 33 y 37 + 6 semanas.
  • Análisis de orina completo, más cualquier cultivo de orina, a realizar entre las 33 y 37 + 6 semanas.
  • Hisopado vaginal para estreptococo beta-hemolítico grupo B, a realizar a las 36-37 semanas.

Diagnóstico prenatal invasivo


Las nuevas LEA también establecen cuándo es posible el libre acceso al diagnóstico prenatal invasivo, es decir, avillocentesis y amniocentesis. En general, el acceso es gratuito cuando el feto tiene un riesgo de enfermedad o malformación superior a la media de la población. Este riesgo puede ser conocido a priori (por ejemplo porque los padres son portadores de una enfermedad genética) o surgir durante el embarazo a partir de algún examen. Con más detalle, aquí es cuando se puede acceder al diagnóstico invasivo:

  1. Si existe un mayor riesgo de anomalías cromosómicas (especialmente síndrome de Down, trisomía 13 o trisomía 18). La definición de este riesgo ya no depende únicamente de la edad materna (la amniocentesis se ofrecía gratuitamente a todas las mujeres mayores de 35 años), sino integrando el parámetro de edad con otros parámetros de ultrasonido o de laboratorio. En particular, puede realizar el examen de forma gratuita si esto el riesgo es mayor que 1/300 (en caso de valoración en el primer trimestre) o 1/250 (en caso de valoración en el segundo trimestre).
  2. Si los padres son portadores de una anomalía cromosómica o genética conocida.
  3. Si los padres ya tienen un hijo afectado de un trastorno cromosómico o genético.
  4. Si la ecografía reveló anomalías anatómicas. feto o placenta.
  5. Si la madre contrajo una infección durante el embarazo o se sospecha, por la ecografía, que esto puede haber sucedido. De hecho, el diagnóstico prenatal invasivo permite realizar investigaciones de enfermedades infecciosas para comprender si el feto también se ha visto afectado por la infección o no (por ejemplo, en el caso de la rubéola materna).

La prueba de ADN fetal


La prueba de ADN fetal -un simple análisis de sangre que permite una estimación muy precisa del riesgo de anomalías cromosómicas del feto- no está expresamente incluida en la LEA, que en cambio menciona bitest y tritest, pero no se excluye que pueda estar incluida. en breve El texto de la LEA, de hecho, subraya que las Regiones deben ofrecer a los usuarios "métodos de cálculo de riesgo con una mayor sensibilidad diagnóstica y menos falsos positivos teniendo en cuenta la evolución de la investigación científica y tecnológica”.
La prueba de ADN fetal es relativamente reciente, pero los resultados de las investigaciones ya dicen que su rendimiento es en muchos casos mejor que el de bitest and tritest, por lo que es legítimo prever que tarde o temprano sustituirá a estas pruebas también en el ámbito público. Al fin y al cabo, que la investigación diga que funciona es un requisito necesario, pero no suficiente, para este paso, que no se puede improvisar. "Necesitamos capacitar a los operadores, establecer una red de laboratorios y demás", subraya Rinaldo Zanini. “Una cosa es hacer unas decenas de miles de pruebas al año, otra es proponérselo a las casi 500 mujeres que experimentan un embarazo cada año”.

Beneficios adicionales gratuitos para mujeres embarazadas

  • Cursos acompañamiento al nacimiento;
  • atención posnatal;
  • entrevista con la psicóloga en caso de angustia emocional durante el embarazo y/o en el puerperio;
  • vacuna contra la gripe, recomendado en el segundo y tercer trimestre, si estos coinciden con el otoño, antes de la llegada de la gripe estacional.

Fuentes para este artículo: nuevas LEAs para el embarazo, folleto sobre nuevas LEAs para el embarazo del Ministerio de Salud, asesoría de Rinaldo Zanini, director del Departamento Materno Infantil del hospital de Lecco y miembro del Comité de la ruta nacional del parto del Ministerio de Salud; consultoría de Anna Locatelli, directora de obstetricia y ginecología del hospital Carate Brianza y profesora de la Universidad de nuestra ciudad Bicocca.

Lea también: Embarazo, ecografías y otros exámenes gratuitos

Preguntas y respuestas

¿Cómo obtener la exención del pago del boleto en el caso de exámenes gratuitos durante el embarazo?

Es necesario que las pruebas sean solicitadas por un médico general o por un ginecólogo de un establecimiento público y que en la derivación se indique el código de exención con la semana de gestación.

¿Cómo saber cuáles son los exámenes gratuitos que se pueden hacer durante el embarazo?

El listado de pruebas a realizar en el embarazo se actualizó recientemente, con la publicación en el Boletín Oficial de la denominada nueva LEA (niveles esenciales de asistencia), el 18 de marzo de 2022.

TAG:
  • exámenes
  • villocentesis
  • amniocentesis
  • ultrasonidos de embarazo
Añade un comentario de Embarazo, todos los exámenes que te puedes hacer gratis
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.