La vacuna COVID-19 y la desinformación sobre la infertilidad

Quien soy
Marie-Ange Demory
@marie-angedemory
Autor y referencias

Fuente: Shutterstock

Las búsquedas en Google de vacunas contra la infertilidad y el coronavirus aumentaron un 34.900 119,9 % después de que una pareja de médicos presentara una petición cuestionando los datos de seguridad y eficacia de las vacunas de Pfizer. En referencia a la petición, los activistas antivacunas afirmaron que malinterpretaron la información sobre la posibilidad de que la vacuna pudiera afectar la fertilidad de las mujeres. En el mejor de los casos, los términos de búsqueda de Google "infertilidad", "infertilidad Y vacuna" e "infertilidad Y vacuna COVID" registraron aumentos del 11,251 %, 34,900 % y XNUMX %, respectivamente, en comparación con los valores previstos. Vamos a ver que pasó.





En este articulo

  • Infertilidad y la vacuna: lo que sabemos
  • Puedes vacunarte sin miedo

 



Lea también: ¿Las vacunas bloquean la fertilidad?

Infertilidad y la vacuna: lo que sabemos

El 7 de diciembre de 2022 se publicó en el sitio web Renovatio 21 un artículo titulado "Vacuna e infertilidad, el problema puede ser real. Habla el exdirector científico de Pfizer". 



El artículo pide que se detenga el ensayo clínico de fase 3 de la vacuna Pfizer-BioNTech. La petición la firman Wolfgang Wodarg, médico y político del partido alemán SPD, y Michael Yeadon, director científico de la división de alergias y enfermedades respiratorias de Pfizer hasta 2022 y hoy consultor independiente, ya conocido por difundir teorías pseudocientíficas sobre la pandemia. 

El artículo enfatiza la posibilidad de que la vacuna pueda causar infertilidad. Se espera que las vacunas produzcan anticuerpos contra las proteínas de punta del SARS-CoV-2. Sin embargo, las proteínas de pico también contienen proteínas homólogas a sincitina, que son esenciales para la formación de la placenta en mamíferos como los humanos'. Según el artículo, por lo tanto, se debe garantizar que la vacuna no provoque una respuesta inmune contra la sincitina, so pena de infertilidad permanente de las mujeres vacunadas. 

El artículo dice: “Volviendo al tema de la fertilidad, el daño de las vacunas sería devastador para la población, diezmando generaciones enteras de no nacidos, un mundo de pesadilla en el que las mujeres se han vuelto estériles, como en la novela/película apocalíptica I Sons some men. "

La información vagamente representada se difundió rápidamente a través de los canales de las redes sociales, lo que podría influir en la percepción pública y la toma de decisiones entre las pacientes embarazadas o aquellas que buscan un embarazo, según una investigación publicada en el Journal of Osteopathy Medicine. Esto se produjo a pesar de que la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) y la Administración de Drogas y Alimentos de EE. UU. emitieron un permiso de uso de emergencia para la vacuna, considerando insignificantes las preocupaciones en la petición.

"La desinformación es una amenaza significativa para la atención de la salud hoy en día y un factor importante en la vacilación de la vacuna", dijo Nicholas Sajjadi, investigador de tercer año y estudiante de medicina osteopática en la Facultad de Medicina Osteopática de la Universidad Estatal de Oklahoma. "Estamos viendo investigaciones bien intencionadas y preocupaciones sacadas de contexto para alimentar el miedo y la ansiedad sobre la vacunación".

Llevar a cabo una campaña de desinformación

El 1 de diciembre de 2022, la Dra. Wolfgang Wodarg y Michael Yeadon presentaron una petición para negar el uso de emergencia de la vacuna de ARNm BNT162b2 para COVID-19 fabricada por BioNTech y Pfizer. Los peticionarios expresaron preocupaciones infundadas de que la infertilidad femenina podría resultar de los anticuerpos inducidos por la vacuna. Es importante señalar que los firmantes reconocieron la falta de evidencia que asocie los riesgos de infertilidad femenina con las vacunas COVID-19.

Los defensores de las vacunas tomaron esta preocupación para crear una queja de información errónea que tergiversó la petición de la EMA, y el público recurrió a Google para ver si la información era legítima. 

"Me decepciona que se haya producido esta información errónea, pero me complace ver picos en las búsquedas porque refleja un interés genuino y sugiere que las personas están haciendo su propia investigación y tratando de tomar decisiones informadas", dijo J. Martin Beal, DO, un OB-GYN con Tulsa OB-GYN Associates. "Lo que me gustaría enfatizar a los pacientes es que a su médico le gustaría tener esta conversación con usted para aclarar cualquier pregunta o inquietud que pueda tener. Además, le recomiendo encarecidamente que se vacune, lo protegerá a usted y al bebé".

Apoyo a la vacunación contra el COVID-19 durante el embarazo

El Colegio Estadounidense de Obstetras y Ginecólogos actualmente recomienda que no se nieguen las vacunas contra la COVID-19 a las pacientes embarazadas que cumplan con los criterios de vacunación en función de los grupos prioritarios recomendados por el Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización y aquellas con mayor riesgo de contraer la COVID-19. , como las trabajadoras de la salud.

"Eliminar la información errónea y educar a los pacientes sobre los riesgos y beneficios de la vacunación contra la COVID-19, u otras afirmaciones tergiversadas, puede salvar vidas y retrasar la propagación de la enfermedad", dijo Sajjadi. "En la batalla para combatir la desinformación, Google Trends puede ser una herramienta eficaz para ayudar a los médicos a reconocer y abordar de manera proactiva las afirmaciones falsas con los pacientes".

Lineamientos de vacunación en el embarazo en el país

La preocupación de vacunarse durante el embarazo, ante la falta de datos sobre la seguridad y eficacia de las vacunas contra el COVID-19 para esta población objetivo, es tema de debate a nivel nacional e internacional. Las indicaciones de los distintos países prevén la oferta de vacunación para estas mujeres sujeta a una evaluación individual del perfil riesgo/beneficio, facilitada por una entrevista informativa con profesionales de la salud.

Las indicaciones provisionales proporcionadas por el Sistema de Vigilancia Obstétrica Del Paesen (ItOSS) del Istituto Superiore di Sanità (ISS) al 31 de enero de 2022 son las siguientes:

  • las mujeres embarazadas y lactantes no se incluyeron en los ensayos de evaluación de vacunas de ARNm de Pfizer-BioNtech (Comirnaty), Moderna y AstraZeneca, por lo que no tenemos datos de seguridad y eficacia para estas personas;
  • los estudios realizados hasta el momento no han destacado ni sugerido mecanismos biológicos que puedan asociar las vacunas de ARNm con efectos adversos en el embarazo y la evidencia de laboratorio en animales sugiere la ausencia de riesgo de vacunación;
  • Actualmente, las mujeres embarazadas y lactantes no son un objetivo prioritario de la oferta de vacunación COVID-19 que, a la fecha, no se recomienda de forma rutinaria para estas personas;
  • de los datos del estudio ItOSS -relativos a la primera ola pandémica en el país- se desprende que las gestantes tienen bajo riesgo de desenlaces maternos y perinatales graves y que las comorbilidades previas (hipertensión arterial, obesidad) y la nacionalidad no Del Paesena se reducen significativamente asoció un mayor riesgo de complicaciones graves de COVID-19;
  • Se debe considerar la vacunación para mujeres embarazadas que tienen un alto riesgo de complicaciones graves por COVID19. Las mujeres en estas condiciones deben evaluar, con los profesionales de la salud que las atienden, los posibles beneficios y riesgos y la elección debe hacerse caso por caso;
  • si una mujer vacunada descubre que está embarazada poco después de la vacunación, no hay evidencia a favor de la interrupción del embarazo;
  • si una mujer descubre que está embarazada entre la primera y la segunda dosis de la vacuna, puede posponer la segunda dosis después de la interrupción del embarazo, excepto para aquellas con alto riesgo.

Puedes vacunarte sin miedo

Un estudio publicado en JAMA pone fin a este debate: las vacunas no causan infertilidad masculina. En el estudio se tuvieron en cuenta hombres 45 en buen estado de salud, de una edad incluida entre 18 y 50 años. Todos ellos estaban a la espera de recibir una vacuna de ARNm, por lo tanto una de las producidas por Pfizer o Moderna. Cada uno de los voluntarios fueron recogidos dos muestras de semen, el primero después de una semana de abstinencia y aún sin vacunarse, mientras que el segundo 70 días después de la segunda dosis. De los análisis sobre el volumen, la concentración y la motilidad de los espermatozoides surgió que "no hubo una disminución significativa en ninguno de los parámetros tomados en consideración”.

Incluso, el Ministerio de Salud ya había aclarado cómo el SARS-Cov-2 no provocaba infertilidad en ninguno de los sexos.

Fonti articolo: Jama, Gov. Salute, tendencias de Google, la vacuna COVID-19 y la información errónea sobre la infertilidad - Asociación Americana de Osteopatía

TAG:
  • coronavirus
  • vacunas de embarazo
  • seguridad de las vacunas
Añade un comentario de La vacuna COVID-19 y la desinformación sobre la infertilidad
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.